TEDx Cuauhtémoc

¿Cómo di con TED Talks?

Quizá fue hace un par de años cuando me topé en Facebook con la primera charla de TED de todas las que he visto. La recuerdo muy bien porque en ocasiones, hasta la fecha, suelo recurrir a ella para argumentar lo terrible de vivir con estereotipos: “El peligro de una sola historia” de la escritora nigeriana Chimamanda Ngozi Adichie. En ese tiempo me quedé con ella, con lo que me hizo reflexionar sobre mis propias lecturas de niña y las visiones –positivas o no– con que nos formamos al crecer. Compartí el link, lo envié por mail e intercambié ideas en torno a esa charla breve y profunda con varios amigos y tíos. Fue hasta tiempo después que comprendí que era parte de algo mucho más ambicioso conocido como TED, por las siglas de Technology, Entertainment, Design –que curiosamente son las mismas que en español–una fórmula muy efectiva para expandir ideas que valen mucho la pena, utilizando las nuevas tecnologías, sobre todo las plataformas digitales.

Cabe decir que TED no surgió con el reto de volverse global e impactar de la manera que lo ha hecho, al registrar cientos de millones de visitas a las video-cápsulas de su canal. El primer evento tuvo lugar en 1984 y se realiza de forma anual en su versión principal desde 1990; pero es hasta 2006 que se decidió la apertura y accesibilidad de todas las conferencias, con temáticas tan diversas como la educación, la timidez, el amor, el orgasmo, la belleza, la empatía.... En sus foros han participado lo mismo filósofos que físicos, modelos, niños, que escritores o rockeros.

¿Por qué el éxito? Porque estamos siempre a la expectativa de aquello que contribuya a mejorar nuestra vida y la de nuestro entorno –léase familia, amigos, comunidad, país, planeta–. En esas síntesis de 15 o 20 minutos por supuesto que no nos volvemos maestros, pero sin duda nos llenamos de inquietudes y generamos cambios, a veces imperceptibles y otros como huracanes, para encaminarnos en esta vida, aportar y disfrutar más.

Por eso me congratula que uno de sus eventos TEDx –marca que utilizan para denominar a los que son locales e independientes pero con el mismo carisma, esquema e impacto– vaya a celebrarse el 6 de septiembre en el Centro Cultural Indianilla de la Delegación Cuauhtémoc. Hoy más que nunca estamos sedientos de energía y buenas ideas para trascender problemáticas que nos agotan, enriquecer el espíritu y salir avantes. ¿Quieren conocer el menú de buenas ideas que nos esperan en una sola e intensa sesión? VISITEN ESTE LINK